Sector textil: La fidelización como arma para conocer a tu cliente.

ARTíCULOS

En 2018 las grandes marcas del sector textil han cerrado el año con una caída del 2,2% en España. Esto supone el ritmo de crecimiento más bajo desde 2008 a pesar de haber aumentado el nivel de ventas a un 3%.

Las prendas de moda y accesorios han sido los productos favoritos por los consumidores en navidades, pero esto no ha sido suficiente para conseguir buenos resultados. ¿Se deberá exclusivamente a no haber adecuado la oferta a la demanda? ¿Existe un desconocimiento de los intereses y los comportamientos de los clientes? La reducción de márgenes, la transformación del sector y el crecimiento del consumo online son algunos de los factores que han hecho del 2018 un año muy negativo para el sector.

¿Cómo fidelizar en una crisis de ventas?

El sector textil se ha enfrentado a las esperadas y tradicionales rebajas de invierno después de un año saturado de descuentos. Por esta razón, en muchos comercios los márgenes de ganancia se han visto afectados, derivado de una falta de manejo de stock y un abuso de las campañas agresivas de descuento.

Desde el año 2012, con la liberalización de las rebajas, las marcas han entrado en una guerra de promociones y precios. Según ACOTEX (Asociación Empresarial del comercio Textil, complementos y piel), esto ha debilitado a todo el sector acostumbrando mal al consumidor y posicionando negativamente el valor de sus marcas.

Para hacer frente a esta situación, se deben plantear nuevos objetivos y evitar caer en la trampa de enfocarse solo en los precios.

Después de un intenso periodo de competencia, más los golpes de la crisis económica, es hora de coger el timón. Nos concentraremos en otros factores como el conocimiento del cliente, el cuidado de la marca y los programas de fidelización.

Los consumidores digitales y la fidelización.

Es un hecho que los hábitos de consumo han cambiado, el cliente digital exige que las marcas conozcan sus preferencias y tengan clara con qué oferta a medida deben seducirle.

Segmentar de manera adecuada, de la mano de un programa de fidelización, puede ayudar a generar mensajes que se adapten a los intereses de tus compradores. Para esto, es imprescindible contar con un sistema de captación de datos. Así podrás tener un perfil de cada cliente detallado  con el que enviarle recomendaciones personalizadas basadas en su historial de compra. Sabrás la frecuencia con las que las realiza, si suele aprovechar descuentos, su talla, sus preferencias,…

En este escenario, las marcas deberán redirigir sus estrategias de marketing generando nuevos programas de fidelización y acciones que permitan reforzar la relación en todos los canales (omnicanalidad).

Si se genera un vínculo y la marca aporta un valor al usuario, estos querrán ceder toda su información para que las empresas puedan generar una oferta a medida.

Tus clientes a cambio recibirán mensajes relevantes, adecuados e interesantes y serán cada vez más afines a tu marca, esto ayudará a retenerlos a largo plazo lo que puede hacer aumentar tu facturación entre un 10% y un 30%.

customer intelligence customer journey

Suscríbete y mantente al día sobre InLoyalty


Artículos relacionados

Descubre cómo podemos ayudarte a mejorar la fidelidad de tus clientes

Habla con un experto